Toyota dice que quiere construir otro automóvil deportivo para unirse a la próxima generación del Supra y al 86 en su alineación.

Un nuevo Celica o MR2 podría encajar en la alineación, según un informe de Road and Track.

La confirmación pública del deseo de Toyota de construir un tercer automóvil deportivo llega después de años de especulaciones de que el MR2 se estaba preparando para una cuarta generación. La compañía también continúa protegiendo el nombre “Celica“; recientemente renovó su registro de marcas en marzo del 2017.

Masayuki Kai, ingeniero jefe adjunto en el proyecto Supra, le dijo a R & T que el Supra era el nombre más importante que podía traer para revitalizar las credenciales de rendimiento de la compañía, pero el MR2 y el Celica también son importantes.

“Queremos recuperar al Celica, queremos recuperar el MR2. Ahora que hemos recuperado al Supra, lo que vendrá después dependerá de las necesidades del mercado”, indicó.

Kai sugirió que si Toyota avanza con un nuevo Celica, podría volver como un automóvil deportivo con tracción total para equilibrar las ofertas de tracción trasera de Toyota. Tanto el peso ligero 86 como el Supra de alto rendimiento son tracción trasera.

Otro MR2 de motor medio también es posible si las condiciones comerciales son favorables, dijo Kai a la revista.

También reiteró que las alianzas probablemente sean la única forma en las que Toyota traiga nuevos autos deportivos al mercado. Toyota unió fuerzas con BMW para traer de vuelta al Supra al mercado y notó que BMW probablemente no podría haber fabricado un nuevo Z4 sin el compromiso del fabricante de automóviles japonés. Dijo que los autos deportivos son cada vez más caros de desarrollar, ya que muchos de sus componentes no se pueden compartir con los modelos de volumen y requieren herramientas y piezas específicas.

Abelardo Kasrim on FacebookAbelardo Kasrim on Twitter
Abelardo Kasrim
Abelardo Kasrim
Editor en Jefe
Abelardo Kasrim es Editor en Jefe en Automocion.co Habla directamente con el por Twitter en @abelardokasrim

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *